LA CULPA Y SUS DISTINTOS TIPOS

Es importante que hagamos una breve distinción entre dos tipos de culpa:
1.- la “culpa buena”, que es la que conlleva un tipo de responsabilidad hacia los demás y hacía uno mismo, es en definitiva una manifestación de unos valores positivos.  
Por ejemplo una persona que esta a cargo de un niño, es sano que se sienta culpable si decide marcharse de casa y dejarlo solo, el niño no puede atenderse, ni defenderse por lo que ese sentimiento lleva a una conducta positiva de cuidado y protección necesarios para la vida.
O alguien que ha tenido un accidente en la calle, el pasar de largo sin hacer nada y sentirnos después culpables es una manifestación de no cumplir con un valor de socorro y ayuda hacía otros seres humanos y esto es un valor positivo.  
2.- Hay otro tipo de culpa aquella que llamaremos “tóxica” o “destructiva”. 
Es el que hemos ido incorporando respecto a nuestro "padre crítico", ese que surge como respuesta a mandatos y “voces internas” que en su momento fueron instaladas en nosotros sin nuestro consentimiento, por ejemplo: un padre controlador que regaña a su hija mientras juega en el parque porque se ensucia el vestido y no es propio de señoritas, si esa niña al hacerse adulta cada vez que se ensucia se siente mal y culpable, se dice a sí misma que es una descuidada y poco femenina, esta respondiendo al mandato de su padre, sin embargo ella lo sentirá como un pensamiento propio, porque lo ha incorporado a una edad tan temprana que no tiene una capacidad de autocrítica o análisis para diferenciarlo.
Pensemos en cuales sufrimos, tratemos de diferenciarlas y aprendamos a "desaprender" la segunda.
Cariños y sonrisas
Irene















 
























Comentarios