DEJEMOS DE PREOCUPARNOS DEMASIADO

Preocuparnos no le quita problemas al día de mañana, le quita felicidad al día de hoy
La preocupación es el sentimiento que nos inmoviliza en el presente por cosas que pueden llegar a suceder en el futuro. (Wayne Dyer)
Cuando nos preocupamos por algo que todavía no ha sucedido, ponemos todo nuestro empeño en adelantarnos a algo que tal vez puede que no llegue a ocurrir nunca.
Así, mantenemos nuestra mente ocupada con pensamientos negativos que lo único que hacen, es atraer más de lo mismo.
Al estar preocupados, no vivimos el presente plenamente y además, empañamos las experiencias actuales con nuestra visión pesimista.
Gran parte de nuestras preocupaciones se refieren a cosas sobre las que no tenemos ningún control.
Podemos preocuparnos todo lo que queramos, pero esto, no nos llevará a solucionar el problema de ninguna manera.
Incluso la mayoría de las veces, aquello por lo que tanto nos preocupamos resulta ser menor horrible que como imaginamos.
Una manera de saber si vale la pena preocuparse es plantearse la siguiente pregunta: “¿Importará esto dentro de un año? ¿Tres años? ¿Dentro de cinco años?” . Si la respuesta es negativa, entonces no vale la pena darle más vueltas al asunto.
 
Cariños y sonrisas
Irene
 


Comentarios

Entradas populares de este blog

La esperanza y el humor te ayudara a ser más positivo frente a la vida

LA ACTITUD DESIGNA EL ESTADO DE ÁNIMO