QUE POSTURA DEBEMOS ADOPTAR PARA MEDITAR? DEBEMOS COMER O ESTAR EN AYUNAS?



Seguimos con nuestros consejitos para aprender a meditar, que vuelvo a repetir: no es nada complicado!
La postura es importante a la hora de meditar, pero existen muchos mitos alrededor del tema.
Mucha gente piensa que para meditar hay que adoptar la postura de la flor de loto (con las piernas entrecruzadas) y se fuerza a sí misma sin estar preparada, lo cual termina resultando incómodo, doloroso y frustrante.

Si queremos y sabemos hacerlo, podemos sentarte en flor de loto, pero si no, hay otras posturas que podemos adoptar.
Lo importante es que nos sintamos cómodos y relajados.
Sea cual sea la postura que mejor nos resulte, cuidemos que nuestra espalda esté siempre recta, los hombros alejados de las orejas y ligeramente hacia atrás, las manos relajadas sobre las piernas y la cabeza ligeramente inclinada hacia adelante.

Y respecto a la comida, no tengamos hambre pero tampoco el estómago lleno

Ya sea si tengamos mucha hambre o si recién comimos, nos será más difícil concentrarnos con la mente ocupada en el estómago.
Lo ideal es que meditemos una o dos horas antes o después de comer, según nos sea  más cómodo.
Si normalmente llegamos a las comidas con mucha hambre, entonces lo mejor será que esperemos a después de alimentarnos para meditar, pero dejando pasar un rato para hacer la digestión.

Cariños y sonrisas
Irene

Comentarios

Entradas populares de este blog

La esperanza y el humor te ayudara a ser más positivo frente a la vida

LA ACTITUD DESIGNA EL ESTADO DE ÁNIMO